Cáscara de papa al horno con tocino y queso cheddar

Las verduras para ensaladas no deben congelarse, porque el frío las cocina.
30 min. 8 porciones

Ingredientes:
• 8 papas chicas
• 1 cda. de aceite de oliva
• 1 cda. de mantequilla
• 1 cda. de jugo de limón
• 1/2 taza de crema agria baja en grasa
• 1 cda. de alcaparras escurridas y picadas
• 2 cdas. de eneldo fresco picado
• Sal y pimienta

Adorno:
• Chile Chipotle Molido San Marcos, unas gotitas

Preparación:
1. Precalienta el horno a 200o C. Lava las papas y sécalas con toallas de papel. Unta las papas con un poco de aceite, y espolvoréalas con un poco de sal. Acomódalas en una bandeja para hornear y hornéalas de 1 a 1/2 horas o hasta que estén blandas.
2. Corta las papas a la mitad, a lo largo. Con una cuchara, saca la pulpa y deja una capa papa junto a la cáscara de 1.5 cm de grosor. (Guarda la pulpa.)
3. Derrite la mantequilla con el resto del aceite y sazona con sal y pimienta. Unta con esta mezcla las papas, y mételas al horno hasta que estén doradas y crujientes, de 12 a 15 minutos.
4. Mientras tanto, mezcla la crema agria, las alcaparras, jugo de limón y eneldo picado.
5. Deja enfriar las cáscaras de papa de 1 a 2 minutos, y cubre cada una con un poco de la pulpa de la papa. Coloca un poco de queso cheddar encima y mete al horno unos 10 ó 15 minutos, o hasta que este gratinado.
6. Adorna con una gota del Chipotle Molido San Marcos.